Inspección ocular por denuncias en Transporte


El Fiscal de Estado, Fernando Simón, ordenó una inspección ocular en el Ministerio de Transporte a raíz de la quema de papeles que se conoció públicamente ayer y que generó una instrucción sumarial por parte de esa cartera.
Además la causa fue elevada al fiscal especial Santiago Garay, quien de inmediato ordenó la retención de los restos de papeles.
El Fiscal de Investigaciones Administrativas, Javier Fernández, llegó hasta el ministerio de calle Tiburcio Benegas y pidió tomar testimoniales a los trabajadores de una empresa tercerizada que habrían participado de la quema de papeles. Jorge Chávez, delegado gremial de los trabajadores de la institución, sostuvo que los empleados recibieron instrucciones y por lo tanto también debió prestar declaración.
Fernández estuvo reunido con Silvia Moretti, asesora legal del Ministerio, y acordaron los pasos a seguir en la instrucción.
La investigación seguirá ahora de manera paralela en la Fiscalía de Estado y en caso de detectarse irregularidades, serán elevadas a la Justicia penal.

 

IMG-20151125-WA0013[1]